Un poco más niño que ayer (Parte I)

Como ya habrás leído si le has echado un vistazo a la sección Sobre TMNT Mania este blog no pretende tener como tema principal el adquirir figuras sin más o difundir noticias sobre todos los nuevos lanzamientos. Pero, no seamos ignorantes. Sin adquisiciones, las colecciones no tendrían sentido alguno y por tanto deben ocupar el espacio que merecen.

Este es el primero de una serie de artículos que iré escribiendo a medida que vaya incorporando a mi colección nuevas piezas. Explicando siempre el porqué de las compras, de dónde consigo los artículos y explicando un poco el proceso completo, al menos los detalles que me parezcan relevantes. Aunque en este primero me centraré en explicar a grosso modo mi modus operandi como coleccionista.

No suelo actuar en modo abeja, picando algo de aquí, algo de allí, ni suelo lanzarme sin mirar cuándo veo algo que me gusta. Trato de ser poco impulsivo y seguir un orden preestablecido, aunque sí, obviamente alguna vez rompo estas reglas, sobretodo si encuentro algo realmente bueno económicamente hablando o tengo la sensación de que si no lo compro en ese momento, ya no lo volveré a encontrar. Y creo que es el mejor consejo que puedo dar. Al menos el que mejor me funciona.
Básicamente trato de asignar cada mes un dinero para el hobby. Este presupuesto será variable y dependerá siempre de los ingresos y obligaciones que uno tenga. Como si fuese un gasto doméstico más, como pueda ser el teléfono, Internet o cualquier otro que no podemos considerar una necesidad. Con la diferencia que ya hemos comentado, no es un gasto fijo, hay meses que será de X otros de 2X y desgraciadamente tendremos meses dónde el presupuesto será nulo.

Una vez calculado el presupuesto, pasamos al segundo paso. La búsqueda.

En principio no tiene mucho misterio. Se trata de acudir a los canales habituales: Páginas de subastas, anuncios, foros, tiendas especializadas, etc. y hacer un seguimiento de lo que nos interesa.

Para ello, no aconsejo hacer un barrido de todo el mercado, sino acotar la búsqueda y que sigas algún tipo de orden al comprar. Un orden establecido por ti mismo, bien sea cronológico o cualquier otro, lo importante es tener una dirección a seguir. Esta es la única forma de que tu colección crezca de un modo controlado y ordenado. Por supuesto no es necesario seguirlo a rajatabla, pero sí tener esta guía es importante desde mi punto de vista.
Obviamente no dejes escapar posibles gangas. Gangas que cada vez son más difíciles de encontrar y que sólo lo harás a base de horas y horas de búsqueda. Cuánto más controles el mercado, menos te costará diferenciar entre lo que es un chollo, un buen precio o un atraco. Así que lo importante es que la búsqueda sea ininterrumpida.

Al principio todo será más complicado. Por eso no dudes en hacer las consultas que sean necesarias, tanto a posibles vendedores como a gente que te pueda aconsejar sobre el tema. Pedir fotografías te ayudará a comprobar prácticamente al 100% que lo que te ofrecen es lo que quieres. Y para cualquier duda sobre precios de una pieza lo más sencillo es acudir a páginas como ebay y comprobar los últimos artículos vendidos que sean similares al que buscas y ver por cuánto se vendieron. OJO! revisa los productos ya vendidos, no los que están a la venta.

A medida que vayas aprendiendo, irá aumentando tanto la confianza en saber qué comprar y qué no, como los sitios donde buscar. Tal vez en esos nuevos lugares encuentres tus piezas más preciadas, o tus peores decepciones, pero recuerda, quien no se arriesga, no gana. Te lo digo por experiencia.

Una vez se encuentra lo que se busca el proceso de compra es trivial. Así que buscar, buscar y rebuscar. Es la única forma de tener éxito en el coleccionismo. Y si tienes cualquier duda o sugerencia, no dudes en ponerte en contacto conmigo aquí. Nos leemos!

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *